Alma Obregón. Foto Rocío Parrilla

Desde las más básicas y tradicionales, pasando por las frutales y aromáticas hasta las más contundentes y chocolateadas, en ‘Objetivo: cheescake perfecto’, Alma Obregón vuelve a sumergirnos en los secretos de la repostería más deliciosa, sin artificios ni complejidades, ofreciéndonos 50 recetas de tartas de queso para cualquier momento y ocasión.

Para quien nos esté leyendo y tenga ciertas reticencias a la hora de enfrentarse a la repostería, porque pone en duda que se pueda lograr en casa una tarta tan rica y vistosa como la que podamos encontrar en cualquier confitería, les pedimos que aparten esos ‘miedos’ y se lancen a la aventura de elaborar pasteles sorprendentes y fáciles. “A mí siempre lo que más miedo me ha dado es la cocina.  Mi madre siempre me decía con las lentejas, hay que ponerle ‘lo que te pida hija’, y yo le decía ‘pero si no me están pidiendo nada, no me están hablando’ (risas). Lo bueno de la repostería -que es lo que yo le digo a todo el mundo- es que si tienes un peso en casa y los ingredientes necesarios -que en este caso son muy básicos: huevos, harina, queso, leche, nata, etc.- es como seguir una norma matemática. Al final simplemente es saber pesar y saber mezclar y seguir las instrucciones, con lo cual, es mucho más fácil de lo que la gente piensa”.

Que no salten las alarmas si estáis pensando en los utensilios que necesitaremos para elaborar estas recetas de ‘cheesecake’, pues casi todo se basa en moldes -como el típico redondo que solemos tener en casa- o unas varillas para batir y mezclar. Eso sí, la única complejidad radica en el horneado.

Ante la pregunta de por qué se ha animado ahora a escribir este recetario Alma nos confiesa que las tartas de queso siempre le han gustado desde pequeña, “de hecho el producto estrella de mi madre era la quesada”, y que además ha tenido una gran demanda e interés por parte de sus seguidores. Entre las recetas de cheesecakes encontramos alternativas para hacerlas sin azúcar y sin gluten, veganas e hiperprotéicas, la intención es llegar al mayor porcentaje de personas para que todo el mundo pueda disfrutar de la repostería. “Cuando en el blog ponía alguna receta me preguntaban cómo se podía hacer sin gluten, sin azúcar, sin huevo, sin leche, etc., entonces me di cuenta de que hay un público muy amplio de gente que a día de hoy no puede tomar algún ingrediente en concreto. Así que desde un principio la idea fue incluir un capítulo dedicado a todas esas personas para que vean que tienen otras opciones y que puedan disfrutar del dulce”.

Y por cierto ¿sabéis cuál es el ingrediente im-pres-cin-di-ble para Alma? ¡La vainilla! “La tengo como obsesión. La utilizo para todo. La gente se ríe porque tengo unas garrafas de vainilla en pasta enormes que muchas veces me dicen ¡pero si son de cinco litros! (risas) es cierto, pero los gasto. Luego también me gusta muchísimo la mantequilla de cacahuete mezclada con chocolate. Y un ingrediente que odie, en repostería me gusta todo, no hay ninguno en particular, pero si nos salimos del ámbito te puedo decir que el cilantro no lo puedo soportar y como algún plato lo lleve ya me ha fastidiado la comida”.

Compartir
Periodista y Booktuber, devoro libros por afición... que he convertido en mi trabajo. Pasé unos años en Cadena Ser, RNE y Mediapro... Hasta que decidí hacer lo que realmente me gustaba y convertirlo en un estilo de vida. Leo libros y te los cuento para que tú también lo hagas ¿Has atrapado algún libro hoy?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here